Ingredientes

  • Pimientos carnosos, 4.
  • Provola silana 200 gr. (se puede utilizar el queso para freír o asar, ósea un queso de pasta hilada).
  • Miga de pan 4 cucharadas.
  • Pecorino rallado 40 gr. (alternativamente use 50 gr. de parmesano) y un poco más para gratinar la superficie.
  • Pan rallado 4 cucharadas.
  • Aceite de oliva virgen extra, albahaca, pimienta al gusto.

Preparación: Lavamos y secamos los pimientos. Los asamos a la parrilla, o alternativamente en la sartén o en la bandeja grande del horno. Los pelamos (para que sea más fácil, se ponen en una bolsa de pape, la del pan, durante unos 10 minutos antes de comenzar, para evitar que sean muy calientes), retiramos todas las semillas y el tallo. Los dejamos escurrir en un colador para drenar toda el agua de vegetación.

Mientras tanto, preparamos el relleno en un tazón. Rallamos la provola y el pecorino, picamos finamente la albahaca, agregamos las migas de pan, sal y pimienta.

Cortamos los pimientos en tiras anchas y colocamos un poco de relleno en cada uno, enrollamos formando un rollo.

Los colocamos en una refractaria para horno engrasada, espolvoreamos con pan rallado y pecorino y los gratinamos en un horno precalentado a 200 ° C hasta que se forme una costra dorada.

Se pueden comer calientes, recién salidos del horno, o ser servidos fríos como aperitivo o aperitivo. Lo ideal es ofrecerlos frío.

Recomiendo un Rosado Espumoso, especialmente si se sirven fríos.

Buon Appetito!