Las berenjenas abotonadas representan un plato pobre de la cocina de Calabria, hecho con solo tres ingredientes principales: berenjenas pequeñas, miga de pan y salsa de tomate. ¿Por qué el nombre abotonadas? Los cortes que se hacen en las berenjenas, parecen como si fueran ojales para los "botones". Se llenarán con el compuesto del relleno, y luego se cocinarán en una salsa que lo invita a hacer la "scarpetta" (gesto típico de Italia del Sud, en lo que con un pedacito de pan se recoge la salsa en el plato) si se come como un segundo plato, de lo contrario puede ser un excelente condimento para espagueti.

Ingredientes

  • 8 berenjenas pequeñas.
  • q.s. de albahaca, perejil y menta.
  • q.s. de sal y pimienta.
  • q.s. de aceite de oliva virgen extra.
  • 250 g aprox. (dependiendo del tamaño de las berenjenas) de miga de pan o pan rallado.
  • 700 ml de passata di pomodoro (salsa de tomate).
  • 1 diente de ajo si lo desea

Preparación: Lavamos las berenjenas y cortamos la punta. Hacemos 5 o 6 cortes verticales profundos sobre toda la berenjena. En cada corte (ojal) ponemos un poco de sal y las dejamos reposar en un colador, incluso durante toda una noche, esto sirve para "purgar" la amargura que tienen. Después de este tiempo, lavamos las berenjenas con agua corriente para eliminar la sal y la exprimimos bien.

En un tazón, ponemos la miga de pan, el ajo y las hierbas aromáticas bien picadas. Sazonamos con sal y pimienta y mezclamos todo.

En cada corte insertamos la mezcla preparada teniendo cuidando de compactarla para llenar bien las berenjenas.

En una cacerola grande, calentamos ligeramente abundante aceite EVO (Extra Virgen de Oliva) y coloquemos las berenjenas. Freímos a fuego medio durante unos 10/15 minutos, hasta que estén suaves, teniendo cuidado de darles vuelta con unas pinzas. Después de la primera cocción, las escurrimos y la colocamos sobre una hoja de papel de cocina.

Preparamos la salsa vertiendo, en una olla grande, una poquito de aceite EVO, dejamos dorar una cebolla en rodajas, agregamos un peperoncino (ají picante) si se desea, y vertamos la salsa de tomate dejando que se cocine por unos minutos.

En este punto, coloquemos las berenjenas en la salsa y continuamos cocinando durante unos 20 minutos más.

Servimos las berenjenas abotonadas con su salsa y rebanadas de pan. Si se prefiere, la salsa es también excelente para condimentar una pasta. ¡Son muy buenas también frías!

Se acompaña bien con vinos como Nero d'Avola o un Cirò Rosato DOP.

Buon Appetito!