Sabía usted que ….

Alaska es el estado más occidental y al mismo tiempo el más oriental. El estado más septentrional y occidental de los Estados Unidos va tan al oeste que, paradójicamente, llega al hemisferio oriental. Debido a que las líneas de longitud convergen en los polos, el punto Pochoni en Alaska tiene la longitud más larga al este de cualquier otro lugar en los Estados Unidos.

La Antártida es el hogar de casi toda el agua dulce del planeta. Alrededor del 90% de las reservas de agua dulce de la Tierra están contenidas en la capa de hielo de la Antártida, que cubre 14 millones de kilómetros cuadrados y tiene un volumen estimado de 30 millones de kilómetros cúbicos de hielo.

China está rodeada por 14 países. Si Rusia es el estado más grande del mundo, China es el que tiene más países vecinos: India, Pakistán, Afganistán, Tayikistán, Kirguistán, Kazajstán, Mongolia, Rusia, Corea del Norte, Vietnam, Laos, Myanmar, Bután y Nepal.

La nación con más volcanes en el mundo es Indonesia. Este país asiático, de hecho, tiene 147 volcanes, 76 de los cuales aún están activos.

El Krakatoa tiene hasta la fecha un registro verdaderamente singular: durante la erupción de 1883, que causó la destrucción de 165 pueblos (36.000 víctimas), se registró un rugido ensordecedor, que se escuchó a más de 5.000 km de distancia: el rugido fue tan fuerte que se escuchó en Perth, en Australia, es el ruido más fuerte jamás escuchado por el hombre.

Los Sentinelesi, que habitan una pequeña y remota isla de los Andamanes (un hermoso paraíso tropical en la Bahía de Bengala), son considerados la tribu màs aislada del mundo. Cuando, después del tsunami de 2004, los helicópteros sobrevolaron su territorio, empezaron a disparar flechas a estos visitantes indeseables.

El récord de las aguas más peligrosas del mundo lo tienen  Australia y Nueva Zelanda. Además de los tiburones blancos y los cocodrilos, de hecho, las costas de Oceanía están infestadas por una criatura aún más insidiosa: la Cubomedusa, también conocida como medusa Box o Avispa. A pesar de su pequeño tamaño, esta pequeña medusa transparente contiene una toxina muy poderosa que puede producir quemaduras dolorosas y causar un shock anafiláctico en pocos minutos.