Así lo ha manifestado en una rueda de prensa en el Palazzo Chigi el Primer Ministro Mario Draghi, al hablar del programa de reaperturas tras la sala de control que se ha celebrado esta mañana. "Sobre las aperturas: las decisiones de esta mañana adelantan al 26 de este mes la implantación de la zona amarilla, que introduce un cambio respecto al pasado: comer al aire libre en el almuerzo y la cena. Reanudar todas las escuelas en la presencia en la zona amarilla y naranja", dijo el primer ministro, que añade: "El gobierno ha tomado un riesgo razonado y basado en los datos que están mejorando. El riesgo que ha asumido el gobierno se basa en una premisa: que en las actividades reabiertas se cumplan escrupulosamente las indicaciones. El riesgo razonado puede transformarse en una oportunidad
para nuestra vida social". Se permitirá viajar entre las regiones amarillas y con un pase entre las regiones de diferentes colores, informa además el primer ministro. "¿Serán aperturas definitivas? Es un riesgo razonado -subraya Draghi- Si se observan los comportamientos, el distanciamiento y el enmascaramiento, la probabilidad de que tengamos que retroceder es baja".

HOPE. Al lado del Primer Ministro, el ministro de Sanidad, Roberto Speranza (al que Draghi defiende sin ambages: "Le respeto, le quería en el Gobierno"), que se adentra en los méritos del nuevo calendario de aperturas: "Estamos en condiciones de diseñar un camino gradual a partir del 26 de abril. El primer lugar donde decidimos invertir es la escuela: para que los niños vuelvan a asistir. Luego, de forma gradual, trataremos de abrir más negocios y el principio que utilizaremos será el que trata de partir de una evidencia: en lugares abiertos es difícil contagiarse. Nos centraremos en este principio con respecto a la restauración. Es un mensaje de confianza razonado para el país". "Invertimos por ahora en espacios abiertos -continúa Speranza- La idea que tenemos es que a partir del 15 de mayo se reabran por ejemplo las piscinas al aire libre", luego la hoja de ruta prevé que el primero de junio se reabran algunas actividades deportivas mientras que el primero de julio las actividades feriales. "La seriedad requiere un camino de gradualidad - subraya el titular de Sanidad - El arma con la que contamos es la campaña de vacunación. La temporada que se abre gracias a la vacuna es una temporada completamente diferente. Pronto llegará un día en el que dispondremos de muchas dosis y debemos hacer que los italianos se adhieran a la campaña de vacunación. Justo en las vacunas, respondiendo a una pregunta sobre Astrazeneca, Draghi y Speranza niegan que haya una disminución de la confianza en el suero: "Registramos una mayor demanda de información sobre esta vacuna - dice el Ministro de Salud - Quien se niega va en la cola. La invitación a los italianos es a vacunarse".

DEF Y NRP. En cuanto al Def y la variante, aprobados ayer por el Consejo de Ministros, el premier subraya en cambio la necesidad de apostar por el "buen endeudamiento": "Nos estamos endeudando y nos vamos a endeudar: la cuestión es que ese endeudamiento hay que invertirlo bien", y añade que en el PNRR "se prevén reformas que tendrán un efecto positivo en el crecimiento". En cuanto al clima en el Gobierno, Draghi explica que es "excelente": "Las consultas son una oportunidad de comunicación e intercambio de ideas. No ha habido ningún llamamiento a la unidad".