Ante el inminente aumento de número de casos y personas fallecidas, Panamá ampliará su cuarentena total a partir del 4 de enero de 2021 por un espacio de diez días más, con el objetivo de cortar la cadena de transmisión en las provincias de Panamá y Panamá Oeste, y a la espera de la llegada de la vacuna contra el COVID-19.

Se manteniene para fin de año a nivel nacional la compra por género y el encierro y toque de queda desde el 31 de diciembre al 4 de enero de 2021.

Adicional a esto se anunció para las provincias de Panamá y Panamá Oeste un cierre total desde el 4 de enero hasta el 14 de enero de 2021, el cual involucra la suspensión laboral, salida por hora por género y toque de queda.

Las medidas han sido adoptadas tras considerarse que el aumento de casos por COVID-19 y lo fallecimientos van en aumento y ya amenazan la capacidad de atención hospitalaria, que hoy a requerido el apoyo de médicos extranjeros ante la fatiga que muestran el personal panameño.

De igual manera la medida le permite a las autoridades de salud ganar tiempo, para cortar la cadena de reproducción del virus, así como también para la llegada de la primera dosis de la vacuna, que se espera para finales de enero.