La Navidad de este año "será una Navidad de extrema cautela, en la que la circulación del virus será todavía intensa: en mi opinión y según los datos, las cenas y reuniones "abiertas", gente que no se conoce bien, no serán posibles. Una Navidad tal vez con una gran cena, pero con pocas personas, que se conocen, que son muy cuidadosas con la distancia y la higiene y que celebran de manera sobria una circunstancia que es muy importante para todos, pero tal vez puede hacernos pensar que todos debemos cambiar: si no cambiamos definitivamente estamos destinados a repetir estos errores". Así en el Sky TG24 Walter Ricciardi, consultor del Ministerio de Salud y profesor de Higiene de la Universidad Católica, "Será una Navidad con los seres queridos, sabiendo que ellos a su vez han adoptado un comportamiento sabio, porque si esto no sucede cuando una persona que tiene Covid entra en la casa, se transmitirá a todos". En cualquier caso, si las medidas adoptadas a nivel nacional y regional son respetadas por todos, concluyó, "todos estamos absolutamente seguros de que en un par de semanas esta situación mejorará".